Seleccionar página

El esfuerzo de los policías locales de Coslada por reanimar en la calle a un hombre tras sufrir un infarto

El esfuerzo de los policías locales de Coslada por reanimar en la calle a un hombre tras sufrir un infarto

El hombre fue reanimado por los agentes mientras llegaban los médicos del Summa aunque horas más tarde falleció en el hospital.

Seis policías locales de Coslada consiguieron el pasado lunes por la noche reanimar y estabilizar a una persona de 57 años que se encontraba tumbada en el suelo en la vía pública tras sufrir un infarto. Posteriormente y mientras que continuaban con la reanimación llegó una UVI móvil del Summa 112. Lamentablemente, el hombre falleció horas después aunque los médicos felicitaron a los agentes reconociendo la buen a labor de reanimación que permitió mantener al enfermo con sus constantes vitales activas.

Los hechos ocurrieron la puerta de la farmacia de la calle Velázquez esquina con la calle Granada, cuando dos policías locales uniformados de servicio en la población fueron requeridos para atender a una persona tirada en el suelo con problemas de salud. A su llegada vieron a un hombre inconsciente, tumbado boca arriba con rostro enrojecido. La persona no respiraba y echaba espuma por la boca. Inmediatamente pidieron con urgencia un recurso sanitario al mismo tiempo que iniciaron las maniobras de RCP (Reanimación Cardio Pulmonar) sobre la víctima.

Al lugar acudieron de apoyo otros cuatro policías locales más portando en uno de los coches patrulla un aparato DESA (Desfibrilador Externo Semiautomático). De inmediato colocaron al enfermo los parches de descarga en el pecho y en el costado sin dejar de hacerle las maniobras de RCP. Los agentes fueron turnándose para seguir bombeando el corazón de la víctima mientras atendían las instrucciones del desfibrilador.

A los pocos minutos llegó el primer recurso sanitario que prosiguió con las maniobras de resucitación junto a los policías hasta que acudió una UVI móvil del Summa. Los médicos de la Comunidad de Madrid procedieron a intubar y a medicar al paciente. Un tercer recurso sanitario montó una tienda de campaña en la calle e instaló otros aparatos de reanimación necesarios tales como un sistema de compresión torácica hasta que el hombre recuperó las constantes vitales y empezó a respirar.

Enseguida fue trasladado por la UVI móvil hasta el Hospital Universitario de La Princesa de Madrid para continuar con su asistencia, siendo escoltados también por un patrulla de la Policía Local de Coslada que abrió paso para que la ambulancia UVI no tuviese problemas con la circulación debido a la gravedad del paciente evacuado. La víctima era Q. M. S., vecino de Coslada de 57 años. A pesar del trabajo policial y sanitario el hombre tuvo una recaída en el hospital y su corazón dejó de latir en la madrugada del martes.

elmundo.es

Patrocinio

Archivo